Bernardo Crespo, campeón del primer Abierto Mexicano de Póker

Aunque vaya en contra de las percepciones generales que tenemos sobre éstos, el póker es considerado hoy en día como un deporte. Uno de destreza mental, pero deporte al fin.

Tanto así, que actualmente se encuentra bajo observación por parte de la Global Association of International Sports Federations, encargada de decidir si un deporte puede ser considerado para formar parte de los Juegos Olímpicos.

Es por esto que en México, la Asociación Nacional de Póker organizó por primera vez un Campeonato Abierto Mexicano de Póker durante este mes. El encuentro se dio en el reciento restaurado que antes albergaba el Frontón de México, durante los días 13 a 19 de noviembre.

El evento contó con la participación de más de 500 jugadores y se jugaron casi diez torneos en diferentes modalidades.

La final del Main Event se disputó entre Bernardo Crespo y Eduardo Morton. Aunque el primero mantuvo la ventaja durante la mayor parte de la partida, Morton supo nivelarlo al forzar un acuerdo.

Así, se lograron repartir los dos premios principales en partes iguales y dejó 40 mil pesos extras al campeón Bernado Crespo. De esta manera se convirtió en el primer ganador de un torneo de póker en México y, en sus propias palabras, se trata del “primer torneo grande que gano”.

Estos dos finalistas serán parte de la selección nacional que representará al país en el mundial de esta disciplina a celebrarse el próximo mes en Oxford, Gran Bretaña.