Más de seis mil criaderos de mosco eliminó SSA de BCS durante la 1ª Jornada de lucha contra el Dengue

  • Durante esta actividad las brigadas de control larvario realizaron visitas domiciliarias en más de tres mil viviendas; en 2016 realizaron acciones preventivas en 275 mil domicilios particulares

Más de 275 mil viviendas fueron visitadas por las brigadas de control larvario durante 2016 como parte de las acciones que la Secretaría de Salud en BCS realiza de manera permanente para evitar la incubación del mosco transmisor del dengue, zika y chikungunya y así reducir la incidencia por estas enfermedades, indicó el secretario del ramo en la entidad, Víctor George Flores.

Estas acciones ya se retomaron en 2017 a través de la Primera Jornada Nacional de Lucha contra el Dengue, Zika y Chikungunya que el sector salud de BCS llevó a cabo a inicios del presente mes, con el objetivo de hacer de la prevención la base para proteger a las familias de estos padecimientos, indicó el funcionario estatal al comentar que tan solo en esa semana de actividades fueron eliminados en la entidad un total de seis mil 236 criaderos del insecto transmisor de esas enfermedades.

Durante esta primera Jornada de Lucha contra el Dengue y Chikungunya, las brigadas de control larvario hicieron visitas domiciliarias a tres mil 669 viviendas ubicadas de manera prioritaria en colonias donde se han registrado casos de estas enfermedades durante años pasados, comentó George Flores al resaltar la necesidad de que exista una mayor participación ciudadana en estas tareas preventivas.

Estas brigadas hacen recorridos programados en los municipios mediante una sectorización de los centros urbanos de población, para colocar larvicida en los recipientes utilizados por las personas para almacenar agua e incluso para eliminar encharcamiento en objetos que pudieran convertirse en criaderos del zancudo, pero es fundamental que las familias ayuden con la limpieza de patios para evitar la presencia del insecto, enfatizó.

En un Estado como Baja California Sur que presenta bajos registros de lluvia al año debieran ser mínimos los estancamientos existentes en los domicilios, pero es común que en sus recorridos domiciliarios las brigadas encuentren agua acumulada en envases de refrescos y otro tipo de botes o tambos, así como en bebederos de animales o floreros cuya agua no ha sido cambiada en al menos tres días, de ahí la insistencia en el llamado a la población para que sea partícipe en el saneamiento de patios y con ello instituciones y sociedad hagan del cuidado de la salud una causa común a través de la estrategia “Lava, tapa, voltea y tira”, puntualizó.